VICTIMIZACIÓN: LA CARGA DE LA PRUEBA


Tras la comisión de un delito y puesto este en conocimiento de la justicia (denuncia), la víctima bajo el amparo judicial se ve empoderada frente a futuras agresiones. A su vez, la pericial, bien ejecutada, es por sí misma enormemente terapéutica (Allan y Allan, 2000; Pennebaker, 1993). Una vez presentada la denuncia, la carga de la prueba sobre los hechos y la autoría recae en la acusación, mientras que la inocencia o culpabilidad no necesita demostración.

En este sentido, la insuficiencia probatoria constituye un problema relevante dentro del ámbito penal especialmente para aquellos delitos que se producen en ausencia de testigos presenciales como los que ocurren al amparo de la intimidad del hogar (Arce, Seijo y Novo, 2010).

En este contexto, la intervención del psicólogo forense puede representar un rol central, gracias a que la Psicología Forense ha desarrollado una serie de técnicas de evaluación dirigidas a estudiar la credibilidad del testimonio y el daño psicológico en víctimas de diferentes delitos.


Ref. Arce, R., Novo, M., Amado, B. Evaluación psicológica forense de la Victimización. Justicia Terapéutica: experiencias y aplicaciones. Pp. 161-179.



Ignacio González Sarrió.

Doctor en Psicología Jurídica.

Perito judicial y forense.

Miembro del Turno de Peritos Forenses del Ilustre Colegio Oficial de Psicólogos.

Coordinador Grupos de Trabajo en Psicología Jurídica.
http://psicolegalyforense.blogspot.com

NºCol.cv06179.

696102043

Valencia.
 


Entradas populares de este blog

TEST DEL DIBUJO DE LA FAMILIA

PRUEBAS DE PERSONALIDAD.

LISTADO DE PRUEBAS PSICOMÉTRICAS CLÍNICAS Y DE PERSONALIDAD